20180226050834-los-lobos-hambrientos-de-pesadillas-allison-theus.jpg

Un Lobo Hambriento de las Pesadillas, por Allison Theus.


Texto original inspirado en la imagen y en los Baku mitológicos.


Los Lobos Hambrientos se alimentan, al contrario de lo que pueda parecer en un principio, de sueños. Estos Lobos son una especie de clon de los antiguos Baku 1, que se alimentaban de pesadillas y sueños malignos.

Hay cuatro tipos de Lobos Hambrientos (todos fueron creados en la Época de la Creación dussiana por los Lobos Sagrados de la Medianoche y no por los Dussianos como se creía):

Los Lobos Hambrientos de las Pesadillas son bestias de aspecto muy intimidatorio, aunque tienen ese aspecto debido únicamente a las pesadillas que consumen.

Son seres puramente etéreos. Pueden llegar a ser muy peligrosos si se les molesta o si se les agravia profundamente. Cuando esto sucede liberan una gran cantidad de pesadillas a la vez sobre el ser que les haya molestado. Algunas veces este suceso consigue matar al enemigo de un ataque nervioso o cardíaco.

Los Lobos Hambrientos de Pesadillas, al contrario que sus creadores, apenas consiguen comunicarse mediante un lenguaje hablado y por lo tanto no poseen un idioma propio. A pesar de esto su inteligencia es bastante alta, en comparación con otros animales incapaces de comunicarse mediante un lenguaje.

*1: Los Baku son criaturas japonesas que devoran pesadillas. Por tanto, son seres benéficos, no maléficos. No hay que confundir a ninguno de los dos con los Dementores, que roban la felicidad. Unos seres muy parecidos a los Baku, son los Shirokinukatsukami. Volver.


Criaturas: Lobos Hambrientos de Pesadillas, Dussianos, Baku, Shirokinukatsukami.
Espacios Planares: Qenal.


Texto: Jakeukalane.
Imagen: Allison Theus (Deviantart, Epilogue, Blogspot). Imagen original aquí → Wulf. Imagen en tamaño completo aquí → Los Lobos Hambrientos de Pesadillas. (antigua).

©Hyposs Productions. ©Allison Theus