20130628034101-el-planeta-takansivlata.jpg

El Planeta Takansivlata se encuentra situado en el Plano Qenal, en la galaxia de Antip, la misma galaxia donde está el sistema estelar de Dixar (y por lo tanto de Dussia) y en el sistema estelar de Ewhorth.

A pesar de esta proximidad con el planeta de origen de los Dussianos, no se sabe de ningún conctacto entre el Planeta Takansivlata y Dussia hasta épocas posteriores al establecimiento del Imperio Dussiano.

Es un planeta de tipo rocoso. El tamaño de Takansivlata es aproximadamente 2 veces mayor al de la Tierra Neshl. Una de sus características más relevantes son sus permanentes tormentas de hielo negro (que se producen en los Polos, fundamentalmente en el Polo Norte). El hielo negro es un gas tóxico para casi todas las formas de vida de Takansivlata, si bien han desarrollado una mayor resistencia a él.

También es peculiar el resto de la atmósfera de Takansivlata, que apenas deja pasar la luz de Ewhorth, debido a que se compone de un raro gas de color blanco que cubre totalmente el planeta.

Sin embargo, la densa atmósfera de color blanco en vez de ser un limitante para la vida es un eficaz protector para ésta debido a que refleja la increíble luminosidad de Ewhorth.

Ewhorth es una estrella supergigante azul joven y caliente de tipo espectral B (blanco-azulada). Por lo tanto es extremadamente brillante y consume su energía a una gran velocidad.

Se sospecha, por lo tanto, que Takansivlata es en realidad un planeta atrapado por la gravedad de esta estrella y no originado al mismo tiempo que ella.

Este planeta ha pasado por varias etapas geológicas y biológicas.

La Era Primordial

Fue cuando se formó Takansivlata y por causas obvias no se sabe casi absolutamente nada de esta etapa, ni siquiera cuanto duró. Se especula con que en ese momento Takansivlata orbitaría entorno a una estrella diferente de Ewhorth. La vida en Takansivlata se habría originado en este período. Es muy probable que la "Gran Nube Blanca" y las tormentas de hielo negro características de Takansivlata todavía no se hubiesen originado en este período. En la Era siguiente, la Era del planeta vagabundo, Takansivlata resultaría despedido de su sistema estelar originario.

La Era del Planeta Vagabundo

Se supone que en esta etapa Takansivlata resultó despedido de su estrella originaria y, cruzando el espacio, llegó hasta el sistema estelar de Ewhorth. La "Gruesa Nube Blanca" y el hielo negro se formarían en ese preciso momento, debido a que las enormes agitaciones gravitatorias a las que Takansivlata se vio sometido provocarían un enorme vulcanismo. Es también en este momento cuando se produciría una débil conexión entre Takansivlata, Echlye y la Tierra Neshl, llegando desde la Tierra Neshl los antecesores de muchas especies típicamente takansivlatanas como los Tarbosaurus de Takansivlata.

La Era Agitada de Ewhorth

Estas enormes manisfestaciones naturales aumentarían de manera exponencial una vez que el planeta resultase capturado por la gravedad de la estrella Ewhorth. No sólo por las nuevas tensiones gravitatorias que padeció sino al incesante bombardeo en todas las longitudes de onda

Poco después de que el planeta resultase capturado por la gravedad de la estrella Ewhorth sufrió el asedio de las Sombras Interplanares de Cieagaantu, otro de los planetas del sistema de Ewhorth. Estas Sombras Interplanares se dedicaron a exterminar todo tipo de vida que vieron sobre Takansivlata para sustituirlas por formas de vida procedentes de Cieagaantu, colonizando ellos mismos Takansivlata. En esta Era, que duró varias decenas de milenios, la vida anterior de Takansivlata se vio muy reducida hasta casi llegar a la extinción, pero siempre hubo algún valle o reducto perdido donde las Sombras Interplanares de Cieagaantu no consiguieron llegar. Además las tormentas de hielo negro en aquel momento eran mucho más violentas que posteriormente y también se encontraban en el Polo Sur. Los seres nativos de Takansivlata eran más resistentes a estas tormentas por lo que las zonas situadas más al norte o al sur de los trópicos de Takansivlata se convertían en lugares mortales para los seres de Cieagaantu, que resultaban muertos incluso ante tormentas de hielo negro muy débiles.

Y no sólo estaban las tormentas de hielo negro sino que también tenían importantes focos de resistencia entre las propias especies como por ejemplo los Tarbosaurus de Takansivlata o los Fénix de Takansivlata.

La Era del Triunfo

En el inicio de esta era se produjo un incremento en la actividad estelar de Ewhorth. Como consecuencia, la densa y complicada atmósfera de Takansivlata perdió su estabilidad y una gran tormenta de hielo negro barrió el planeta, llegando incluso hasta el ecuador. El resultado fue la aniquilación casi completa de las Sombras Interplanares de Cieagaantu que se hallaban en aquel momento en Takansivlata, aunque otras especies menores y no inteligentes se habían adaptado finalmente al nuevo planeta.
Después de esta catástrofe, la situación de Takansivlata mejoró considerablemente: no sólo se produjo la aniquilación de las Sombras Interplanares de Cieagaantu presentes en allí si no la estabilización de la tormenta de hielo negro cuyo tamaño se redujo de manera considerable. Mientras, la Gran Nube Blanca continuaba protegiendo a Takansivlata de los mortíferos rayos de Ewhorth. El fin de la invasión de las especies de Cieagaantu que habían estado depredanto a las nativas de Takansivlata supuso una explosión demográfica sin precedentes desde la Era Primordial: las zonas selváticas se extendieron en todas direcciones, lo que garantizaba ecosistemas con mayor estabilidad gracias al vapor de agua generado y a las condiciones favorables de estos ecosistemas.

La Era de los Encuentros

Quizás tanto a la Era del Triunfo como la Era de los Encuentros se las pueda incluir en la misma división histórica, en tanto que su duración es muy reducida en comparación con períodos anteriores como la Era Primordial, la Era del planeta vagabundo o la Era Agitada de Ewhorth; sin embargo, se produce una dinámica totalmente diferente en dichas etapas. La división más aceptada es suponer a la Era de los Encuentros como la culminación de la Era del Triunfo.
Para Takansivlata, la Era del Triunfo fue una explosión de nuevas oportunidades: la retirada de los elementos alóctonos del ecosistema así como la estabilización atmosférica de la tormenta de hielo negro, recluida definitivamente hacia el Polo Norte, hicieron de Takansivlata un lugar mucho menos hostil para la vida, dándose unas condiciones que no se habían producido desde la Era Primordial. Esta nuevas características de Takansivlata no sólo provocaron explosiones demográficas sin precedentes y un avance considerable en las especies inteligentes sino que también atrajeron la atención de otros seres interplanares como los Kaldquam, muy similares a los antiguos enemigos de todos los habitantes de Takansivlata, las Sombras de Cieagaantu, pero mucho más poderosos. Estos seres vieron en Takansivlata una oportunidad para sus fines: el hielo negro les había llamado increíblemente la atención.

Los habitantes del planeta blanquinegro no sólo tuvieron que enfrentarse a estos nuevos enemigos sino a la aparición en su sistema estelar de objetos extraños pertenecientes al Espacio Interplanar. Paralavi (un pseudoplaneta) o Māquph (una joya abstracta gigante que vaga por el Espacio Interplanar) visitaron Takansivlata. 

En el caso de Paralavi no tuvo consecuencia alguna para el planeta pero la visita de Māquph tuvo muchas más secuelas: importantes especies como los Tarbosaurus de Takansivlata y otras, fueron engullidas por la voracidad de Māquph y encerradas allí.


Criaturas: Fénix de Takansivlata. Sombras Interplanares. Sombras Interplanares de Cieagaantu o Cieagantu, Tarbosaurus de Takansivlata. Apagadores (Kadlquam).
Espacios Planares: Plano Qenal. Tierra Neshl. Plano Lwön.


Texto: Jakeukalane.
Imagen: Jakeukalane. Imagen original aquí → El Planeta Takansivlata (deviantart). Imagen en tamaño completo aquí → El Planeta Takansivlata (imagen).

©Hyposs Productions.